28 de agosto de 2013

Falsificación



"En el fondo, sin embargo, nunca había tenido verdadera necesidad de literatura acientífica, de literatura poética, dijo, y esa característica suya se iba haciendo más acusada. Para las llamadas bellas letras estaba -en la medida en que se iba haciendo una idea más clara y consecuente de las cosas- cada vez menos abierto; las consideraba como una falsificación de la Naturaleza, siempre penosa y, en general, ridícula. Los escritores mancillaban siempre la Naturaleza con sus obras, de forma más o menos diletante, "más o menos aplaudida", más o menos totalmente desenfocada con respecto a los acontecimientos."

Fragmento de la novela Trastorno (1966), de Thomas Bernhard (1931-1989). Traducción de Miguel Sáenz.

8 comentarios:

  1. Hola a los dos. Me gusta Bernhard. Este libro aún no lo he terminado, voy por la mitad. Tiene fragmentos muy buenos, pero creo que, para mí, el mejor del autor sigue siendo "Corrección", libro que os recomiendo si aún no lo habéis leído. Saludos a ambos.

    ResponderEliminar
  2. Que preciso, que certero es Bernhard. Me encanta leer a ese escritor. Aunque, eso sí: no es para leerlo en cualquier parte ni momento.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  3. Pues he de decir que me alegra encontrar a lectores de Bernhard!

    Saludos y gracias por pasar por aquí.

    ResponderEliminar
  4. Pues después de El imitador de voces que me tocó aquí y de Corrección quería seguir, ya te pedí guía y me dijiste que leyera Frost así que con ese seguiré, para luego me apunto este.

    ResponderEliminar
  5. Muy bien, Jose. Al leer tres o cuatro del autor se me empezó a hacer un poco repetitivo, pero me parece un gran escritor, y "Corrección" el mejor de sus libros. Saludos y buena semana.

    ResponderEliminar