29 de junio de 2012

La cena




La cena me ha recordado en varios momentos a la para mí justamente alabada serie Los Soprano. He curioseado un poco en la red y he visto que el autor menciona precisamente entre sus fuentes de inspiración la famosa serie creada por David Chase. Desde luego, es un libro que abre interrogantes y se presta al debate. Sólo por eso ya resulta interesante.

La cena es una novela a vueltas con la irrupción de la violencia en un par de familias holandesas de clase media, una novela en la que los personajes se ven en medio de dilemas morales que afrontarán de forma más o menos discutible. Por decirlo claramente: si vuestro hijo comete un delito, un delito grave e injustificable por el que debería pasar años en prisión, ¿se lo contaríais a la policía? ¿Hasta qué punto llegaríais a protegerlo para que su futuro no se viera comprometido? Parece ser que el germen de la novela se encuentra en un suceso real ocurrido en Barcelona (donde Herman Koch reside) sobre el asesinato de una indigente que dormía en un cajero automático.

Dos parejas quedan para cenar en un restaurante de postín. Los dos hombres son hermanos: Serge, por un lado, político en la oposición, aspirante a primer ministro, y Paul, por otro, narrador de la novela.

Suele ocurrir en estos casos, cuando leemos una historia en primera persona, que tendemos como lectores a meternos en la piel del que la cuenta, a comprenderlo e incluso a ponernos de su parte. En este caso, conforme avanzan las páginas y vamos conociendo a Paul, nos damos cuenta de que eso no resulta factible. Desde el principio tenemos indicios de que es un poco ácido, sarcástico, desde luego más incorrecto que su hermano, que por motivos obvios nunca puede descuidar la diplomacia. Pero más adelante, cuando lo conocemos un poco más en profundidad, su patente amoralidad nos puede asquear. Y aun así, como Tony Soprano, es un perfecto hombre de familia. Creo que no es un libro para identificarse con los personajes, sino para reflexionar un poco sobre las decisiones que toman y la forma en que actúan.

La cena es, en definitiva, una novela que engancha y uno no puede parar de leer hasta que la termina. Además, se presta a la reflexión y al debate. Se entiende por lo tanto que haya sido un éxito de ventas. Hace poco, por cierto, Salamandra ha publicado la nueva novela de Koch, Casa de verano con piscina.

9 comentarios:

  1. Pues ¿qué te digo? Que me llevo este también. Me interesa por todo, me gusta la trama y soy fan de Los Soprano, una de las mejores series que he visto. Ahora mismo va para Goodreads. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Le tengo ganillas desde hace tiempo a este libro, de hecho lo tengo ya descargado en el ebook, a mí me recuerda un poco a la peli de Un dios salvaje de Roman Polanski, espero que cumpla, que tengo muchas expectativas puestas en él. Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Yossi Barzilai: ¡Qué bien que te gusten Los Soprano! No te hagas grandes expectativas, en el fondo para algunos no es más que un best-séller, pero creo que es interesante lo que nos pone delante de los ojos. Un abrazo.

    Carol: Justo la otra noche puse la tele y estaba la película de Polanski, vi sólo un trozo, supongo que la recomiendas. A mí el libro me ha interesado, se pasa buen rato leyéndolo y las páginas vuelan. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. No conozco la serie de Los soprano, pero me pasa como a Carol, conforme te iba leyendo, me venía a la mente también Un Dios salvaje de Polanski.

    ResponderEliminar
  5. Buena reseña!
    Tengo que ponerme con él pronto, que anda ya por casa desde hace tiempo...

    Besotes

    ResponderEliminar
  6. Interesante. Lo había mirado en la librería la última vez que fui...

    ResponderEliminar
  7. Icíar: Pues a ver si la veo... Te animo a que veas cinco o seis capítulos de Los Soprano para poder saber si te gustará o no. Merece la pena porque puedes descubrir una gran serie.

    Shorby: Gracias! Entonces caerá antes o después. Que lo disfrutes!

    Pablo: Pues a ver si te animas con él, Pablo, es muy entretenido.

    ResponderEliminar
  8. Lo tengo en casa, lo leyó mi mujer y le gustó; falto yo; no sabía de su relación con Los Soprano, serie que me gustó mucho. A por él!

    ResponderEliminar
  9. Pues adelante, sobra decir que te leeré si lo compartes en el blog. Saludos.

    ResponderEliminar